Reseñas

La ciudad de las bestias de Isabel Allende

 

El año 2002, la escritora chilena Isabel Allende publicó el primero de una serie de tres libros de aventura y fantasía. La trilogía es conocida como Memorias del Águila y el Jaguar, y el tomo inicial se tituló como La Ciudad de las Bestias. Esta novela nos muestra el viaje tanto físico como psicológico de su protagonista, Alexander Cold, un chico de quince años de edad que tras saber que su madre tiene cáncer y debe atenderse en otra ciudad, él es enviado a reunirse con su excéntrica abuela Kate, quien además es una periodista de la revista International Geographic, y que irá a una expedición en el Amazonas para encontrar al legendario Yeti del Amazonas, una criatura conocida como la Bestia, y Alexander la acompaña.

Una vez que aterrizan en Brasil, reciben la ayuda de un curioso antropólogo, una doctora, un guía local y su hija, Nadia Santos, quien puede hablar con los animales. En medio de la selva, Alexander madura de manera impresionante y se conecta consigo mismo al descubrir que el jaguar es su animal totémico. También es llevado junto a Nadia hasta la misma «ciudad de las bestias», por la Gente de la Neblina, un grupo de indígenas del Amazonas, donde observa dragones, aves con cuatro alas, felinos sin ojos y el territorio que los genocidas europeos buscaron en el período de la conquista: El Dorado. En aquel lugar, la Gente de Neblina enfrenta el problema del Rahakanariwa, un ave de la muerte que ataca a su población con enfermedades. La única forma de vencerlo es conseguir unos huevos de cristal y el agua de la vida, este último elemento ayudaría a la madre de Alexander curarse de su enfermedad.

De esta forma, Alexander y Nadia ayudan a los indígenas a vencer el enemigo que les asecha. En el proceso descubren la real forma de esta ave, así como logran visualizar a la gran Bestia que todos estaban buscando. Tanto Alexander como Nadia crecen para convertirse en héroe y heroína de esta historia apta para el público adulto y juvenil, y al mismo tiempo su relación es una de las cosas más positivas y adorables de la trama. La abuela de Alexander, Kate Cold, es uno de los personajes femeninos más atípicos que se encuentran en la literatura de este tipo. Y todos estos factores hacen que La Ciudad de las Bestias sea una obra novedosa pese a que fue publicada hace algunos años.

Pero sin duda alguna, lo más relevante de este libro es el mensaje que hay detrás: Una justa representación de la vida de los aborígenes, su conexión con la tierra y la naturaleza, sus creencias, culturas y mitos, y al mismo tiempo sabemos cómo sus vidas y el ecosistema se ve en peligro ante las ambiciones de grupos económicos que quieres explotar el Amazonas y aplicar un genocidio en la población indígena. La novela toma una postura por la preservación de los diferentes pueblos así como la protección de los recursos ambientales.

La Ciudad de las Bestias tiene como punto a favor su mensaje ecologista, su creación de personajes y de mundo, pero también es importante destacar la brillante pluma de Isabel Allende. Ya que sus palabras logran cobrar vida en sensaciones, escenas, lugares, olores e incluso sabores. Algo que sólo la autora chilena best-seller y maestra del realismo mágico podría lograr.

Este libro lo pueden encontrar en la Editorial Penguin Random House.

 

Vania Ramos

Periodista y directora de @leemujeres. Me gusta hablar sobre libros de fantasía, ciencia ficción, terror, etc.

También puede gustarte...